Londres, Brasil, EEUU, Brasil y Sergio Scariolo

Hace poco más de dos semanas de la final olímpica que para muchos es ya el mejor partido de la historia del baloncesto de selecciones. Con la distancia que los dieciséis días nos conceden (más si, como es mi caso, han sido de vacaciones) este post pretende hacer un repaso de la actuación de la selección olímpica en Londres.

LONDRES

Llegábamos a la capital inglesa con un único objetivo: la final. Objetivo único, metido entre ceja y ceja, asumido por jugadores y medios. Llegábamos además con el equipo lejos del 100%. Quizá por ello no vimos la mejor versión de nuestra selección hasta la final. China, Australia y Gran Bretaña, sobre todo estás dos últimas nos pusieron en dificultades. Llegó Rusia y trastocó los planes preconcebidos desde hacía (demasiados) meses. España no sería primera de grupo y dependía del último enfrentamiento de la fase previa, ante Brasil, los cruces sucesivos.

BRASIL

El dilema. Brasil y España se jugaban a un partido quien se iba a cruzar con Francia y quien con Argentina, y sobre todo cuándo con Estados Unidos. En un último cuarto demencial de nuestra selección España entregó la segunda plaza de grupo, caramelo envenenado para la selección sudamericana y tormenta para nuestra selección. La forma de perder el encuentro puso de manifiesto que sólo había un objetivo: llegar a la final y volver a intentar vencer a Estados Unidos. Y el fin justificó los medios. ¿O no?

¿Hizo bien España dejándose perder? El gran sabor de boca que nos dejó la final ante Estados Unidos ha provocado que nadie se haya hecho esta pregunta desde entonces. A la vista del resultado final parece que sí. Pasarán los años y nadie recordará ese episodio, pero fue un episodio que dividió a la afición: mejor un hipotético bronce o una plata “manchada”.

EEUU

Segunda final consecutiva olímpica y de nuevo rival yankee. Y de nuevo partido de nivel sublime. Y de nuevo cerca de vencerles. Y de nuevo derrota. Pero nunca, nunca, nunca tan cerca de vencerles. Que pasaría si Marc no se cargase de faltas? Y si Navarro estuviese mejor fisicamente? y si…? Imposible saberlo. Pero qué cerca! Qué tarde de agosto!

BRASIL ….2016

En 2016 la generación del 80 tendrá 36 años. Lejos de su mejor nivel por edad, y lo que viene detrás (Marc, Rudy, Ricky, Llull, Ibaka…) más lo que pueda llegar (Mirotic, Abrines….) no parece que pueda igualar a los Navarro, Pau y Calderón (también Felipe, siempre dando la cara). Qué se puede esperar? Vienen las vacas flacas, amigos. Ninguna selección ha estado tan cerca de vencer a los NBA, y si compiten los mejores, es difícil pensar en otro equipo nacional que pueda hacerle sombra. Los nuestros, a priori, bajarán un escalón. Qué bien hemos vivido!

Y SERGIO SCARIOLO

Tras Pepu y tras Aíto García Reneses llegó Scariolo a la selección tras los Juegos de 2008. Cuatro grandes citas y dos campeonatos (sendos Eurobasket) y una plata olímpica. Pese a muchos (un servidor fue crítico con el italiano) el balance es notable. Esto es objetivo. En el terreno subjetivo habrá los que piensen que a este grupo les entrena cualquiera o los que piensen que la labor de Sergio Scariolo ha sido clave para prolongar los éxitos de Pepu Hernández y Aíto.

3 comentarios sobre “Londres, Brasil, EEUU, Brasil y Sergio Scariolo

  1. Me encanta tu página. Creo que españa va a seguir sacando grandes jugadores, aunque es difícil igualar a la generación del 80. Usa toma en serio los olimpicos, la chance de ganarles era en el 2004 con iverson, marbury, odom, boozer, los jovenes carmelo, lebron y duncan. Creo que españa jugo una maravillosa final, gracias a la bestia que es pau, los yanquis tenían un juego interno muy flojo y los españoles tienen el mejor juego interno que yo recuerde de una selección fiba. Entregar el partido con brasil fue una cagada, teniendo en cuenta que esta españa es una de la selecciones de basket más grandes de la historia. España escribió páginas doradas en este deporte, ser indignos no tiene sentido.
    Saludos desde argentina

  2. Yo no hubiese ido a perder con Brasil. Como tu dices, plata manchada pese a la gran final que jugamos.
    A mi Scariolo no me gustó nunca y no va a cambiar mi opinión. Es un entrenador para mi gusto bastante mediocre, que no hace jugar. En su favor los resultados. Pero os recuerdo que pese a la plata, la táctica de juego fue siempre balón a pau, demasiado poco para este nivel, pero es que los jugadores son muy buenos y le salvan la patata caliente

  3. Yo recordaré toda mi vida este partido, como el de Pekín y esta década que nos han dado estos jugadores. El que se quiera quedar con lo de “Brasil” está en su derecho… por cierto alguien sabe pórque no jugo contra España Nene Hilario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s